Los tres ingredientes para gamificar un salón de clases

By on Nov 5, 2015 in Educación, Gamification Basics | 0 comments

Share On GoogleShare On FacebookShare On Twitter

Cuando construyes un salón gamificado necesitas desarrollar dos lados de la misma moneda. El problema es que requiere dos maneras casi opuestas de pensar.

Por un lado debes pensar como educador mientras que por el otro como diseñador de gamification.

En este artículo no entraremos en detalles sobre la construcción curricular pero si hablaremos de la parte de gamification. Si me pongo a detallar todos los conceptos de gamification, se requerirían mil publicaciones y no vale la pena. Sin embargo, en mi experiencia hay tres elementos fundamentales que hay que considerar cuando se gamifica un salón de clases.

  1. El sistema
  2. La retroalimentación
  3. La historia

El Sistema

Las reglas. Nada más. Sin embargo, deben ser claras y balanceadas.

Aquí un ejemplo.

Vas a otorgar monedas virtuales por cada tarea que se entregue. Estas monedas se pueden usar para ganar puntos adicionales en la clase (en una escala del 1 al 10). Un punto = 1000 monedas. Tu decides asignar 100 monedas a cada tarea que se entregue a tiempo. De esta manera, cada vez que un jugador entregue 10 tareas a tiempo, gana un punto extra en su calificación final.

¿Cuál es el problema con este sistema? Es muy probable que asignes mas de 10 tareas en un ciclo escolar y al mismo tiempo si los jugadores juntan 100 tareas, logran juntar 10 puntos extra y ya no hay necesidad para seguir trabajando, ¿cierto?

Tal vez no asignes 100 tareas en el ciclo, pero comprar tu calificación por esa proporción de puntos es muy fácil para los jugadores conseguir la mejor calificación.

Cuando construyes el sistema, tienes que probarlo como si los jugadores lo estuvieran usando. Debes jugar el juego una vez que estan las reglas para ver si funciona correctamente. Sólo recuerda no hacerlo ni muy complicado ni muy sencillo, el objetivo es hacerlo divertido.

 

La Retroalimentación

Ya sea que uses una plataforma compleja en línea o simplemente uses una hoja de cálculo en googl apps, realmente no importa siempre y cuando los jugadores obtengan su retroalimentación de manera inmediata.

Una de las cosas más estresante para los jugadores es no saber en qué posición se encuentran. Si asignas monedas a los jugadores, asegúrate de que puedan ver cuántas monedas tienen INMEDIATAMENTE y que siempre tengan acceso a esa información.

Las calificaciones pueden esperar. Son parte del sistema educativo mundial, pero cuando el alumno recibe las monedas, le da un sentido de PROGRESO en la clase y saben que cuentan con más recursos para incrementar sus calificaciones, quitas el estrés y se enfocarán en conseguir un número infinito de monedas en lugar de la muy limitada calificación.

 

La Historia

Hola, bienvenidos a Diseño Multimedia. A partir de este momento, ustedes no son estudiantes. No tenemos espacio para eso. Ahora son Creativos Freelancers Profesionales trabajando para la agencia PublishUS y neceistamos de sus habilidades para hacer que el mundo sea un lugar mejor.

Ésta es la historia que les cuento a mis jugadores el primer día de clases. No sienten que esten estudiando. Sienten que están trabajando para llegar a una meta. El aprendizaje se consigue porque de otra manera no podrán lograr sus objetivos, no porque se les vaya a castigar con una mala calificación si fallan.

Piénsalo por un segundo.

¿Qué hace que la gente elija entre un libro, una película o un videojuego? ¿Qué te hizo esperar 3 horas en la fila para comprar el último libro de Harry Potter?

Éste es el elemento más importante del salón gamificado. La gente necesita sentirse emocionalmente atraída a tu clase y la mejor forma de hacerlo es con una historia.

 

 

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *